Así se acercan las vibes de Paral·lel Festival con mouseDown en vinilo desde LAUT Barcelona

El pasado mes de julio, para todos aquellos y aquellas que no podían esperar a la cuarta edición de Paral·lel Festival este final de agosto de 2019, el exquisito club barcelonés LAUT, que cada vez orbita en la mente y el cuerpo de más clubbers de la ciudad & beyond, hospedó una noche con dos artistas que actuarán en Paral·lel Festival en esta próxima edición: mouseDown y Garçon.

De los recuerdos de aquella noche apodada poéticamente Paral·lel Preludi nos queda, por encima de todo, el set de mouseDown, grabado en directo en LAUT y que puedes escuchar aquí en exclusiva.

mouseDown Paral·lel Festival

Si has crecido con la electrónica entre los noventa y los dos mil en Barcelona conocerás seguro a mouseDown—o deberías, aunque quizás como mouseUp, ya sea por sus apariciones en Sónar o su celebrada residencia en el The Loft/Lolita, entre muchas otras movidas, yo, en particular, lo recuerdo por el The Loft y los CDs que editaba por aquel entonces anualmente el club, con tracks seleccionados por mouseUp en alguna edición—. Y han pasado muchos años desde entonces, pero el mundo de la electrónica no es ni ha sido nunca fácil (si es que hay algún mundo fácil, ¿no?), y para ello es importante y determinante recordar que no todo buen dj actual tiene que estar petándolo todo el rato y vivir machacando sus redes sociales, tratando de cazar lo más comercial para intentar lograr giras o intentando visibilizarse como vieja gloria. Existen otras ligas, selectas y prodigiosas, que a modo tentativo podemos llamarles truly djs de culto. De hecho, cada vez más valoro aquellos artistas que van mutando y encontrando su lugar a pesar del cambio de las circunstancias, sin prisa pero sin pausa, sin aspavientos ni giros inesperados, sino haciendo su camino, probando cosas nuevas y siguiendo con lo que mejor saben hacer: seleccionar música y pincharla. MouseDown es un claro ejemplo de cómo seguir haciendo lo que te gusta, donde te gusta y cuando te gusta, sin dejarte arrastrar por lo comercial ni, tampoco, sin dejar de estar ahí cuando la ocasión lo requiere.

Tanto por su historia como por su devoción electrónica, así como por sus proyectos actuales, en sus directos como ABSIS y en las fiestas NAIMA que organiza junto al madrileño F-ON, mouseDown sigue siendo una de las piezas clave de la historia electrónica reciente de la ciudad y un artista de largo recorrido que continúa manejando el zeitgeist de los sonidos en los que se centra, ya sean más deep, dub, lentos o avanzados. Por eso, cuando toma los platos (en modo Down, porque, como decíamos, también tiene su lado mouseUp), nos sitúa en una órbita atmosférica de alto voltaje vinilero, una perspectiva lúcida, vigorosa, que nos levanta lenta pero inefablemente del suelo. Pero la idea no es saltar ni pegar brincos desbocados, sino más bien levitar, dejarse mecer por el groove e imaginarse en las praderas de Guardiola de Berguedà, o en el acogedor LAUT, entre la máquina de humo, las buenas vibraciones que se vivieron en el evento —que cerró Garçon, del que hablé en esta preview de Paral·lel Festival 2019— y, cómo no, bañados por las sutiles luces estroboscópicas que nos alientan durante viaje y nos exponen a la exploración dimensional, ya sea introspectiva o hacia… —iba a poner espacio exterior, pero eso sería fliparse, porque no hace falta ir tan lejos si desde Paral·lel y LAUT tenemos tan buenas conexiones como el set que sigue. Que Paral·lel Festival cuente con la sabiduría de mouseDown para esta próxima edición del festival es un notición para connoiseurs y una oportunidad ideal para que la familia internacional que se ha forjado el festival descubra, si no lo ha hecho ya, el trabajo de mouseDown: bailando pradera arriba, pradera abajo.

Lo dicho, enjoy, y nos vemos en las montañas los próximos 31 de agosto, 1 y 2 de septiembre.