Storytelling / Paris Set Week V /

43_storytelling2.jpg

La historia personal de cada uno se construye a base de flashes pactados, de flashbacks y de flashforwards que nos permiten construir una especie de ente abstracto al que nos atrevemos a llamar vida.
La vida es fregar platos, dice un hombre realista, con sentido del deber.
La vida es fumar crack, dice un erudito en temas astrales.
La vida es pasear descalzo, dice una hyppie californiana.
La vida es escribir, dice un hombre con un paraguas.
Y mucha gente me pregunta: bueno Vanity, ¿Y cómo es la vida en París?
Al plantearme la pregunta, como buen ser humano que debe responder de manera concisa y directa a tan bizarra cuestión, rebusco en mi cajón de flashes, flashforwards y flashbacks y respondo en busca de la Storytelling que pueda cuajar en la mente del receptor.
Los Think Tanks son cada vez más conscientes de que cada público necesita recibir un mensaje concreto que cuadre con su imaginario.
Así que, si es una zebra la que me pregunta cómo es mi vida en París, le respondo:
-Hola Zebra, París está lleno de árboles maravillosos, especialmente en un parque caótico y agradable, salvaje, que queda al norte, y dónde puedes comer la hierba. Aunque comprenderás que en mi caso me la fume. Y también hay buenas plazas de petanca, al lado de los canales.
Si es una modelo famosa, tras haberme acostado con ella, reclinados los dos fumando tabaco de liar, le respondo:
-Hola modelo famosa, la tienda de Louis Vuitton de los Campos Eliseos es demasiado vulgar para ti, pero conozco una tienda de ropa de segunda mano escondida en el barrio de Le Marais que te encantaría.
Si es mi agente Karl Straüs le respondo:

-Jodido mamón, en el mes de julio escribí 18 post y publiqué en cuatro revistas del sur de Suiza, ¿te parece poco? Te recuerdo que sigues viviendo de mis letras, porque tu apuesta por publicar aquel diario de viaje de una niña con deformidades en las piernas ha sido un fiasco.
Si es un amigo del alma, le respondo:
-Hola amigo del alma, creo que Georges Perec ha muerto, y su tumba es demasiado pequeña.
Y así sucesivamente, siempre encarando directamente la pregunta, sin esconderme y diciendo la verdad, mi Storytelling, que nació de la ficción, se expandió por las ranuras de la realidad, y ahora circula con las ventanillas bajadas en dirección a (introducir storytelling adecuado).
http://feeds.feedburner.com/PuraVanidad-VanityDust
BlogVanity Dust