Newsweek. Dressed for Space. Breves apuntes de un fin de semana de rulos y de fabulosos reportajes.

Foto-21-07-12-16-15-54.jpg


La revista Newsweek lo peta. Si bien es cierto que El País, El Mundo y toda esta sarta de pseudomedios de comunicación están más jodidos, podridos y perdidos que nunca, es en un espacio Sobradamente burgués donde se encuentra la crême periodística. En el último ejemplar, cuyas portada también he usado para hacer un par de rulos e invitar a las rusas que quieren comprar Barcelona entera, encontramos un pedazo de reportaje sobre las clases pudientes de Siria. No solo se oponen a los rebeldes, sino que siguen montándose fiestazas en los rooftop de los hoteles. Polos Lacoste rosas, y cosas así. Bien contado, documentado, nos pasearemos por la ópera de Damasco con excusas como "Aunque mi país esté en guerra, yo sigo apostando por la cultura. Es lo que nos queda", apunta una señora bajando de su Bentley con dos seguratas.
El interesante reportaje sobre iCrazy habla de lo zumbados que estamos todos por culpa de iPhones y demás Sin ir más lejos, es parecido a un adicto a la cocaína, a los videojuegos. Las modificaciones del cerebro, en el córtex prefrontal, son exactamente las mismas que las de un yonquie. Imaginaos entonces cómo estamos los que nos drogamos y tenemos un iPhone funcionando las 25 horas del día.
Y, luego, los secretos pedófilos del Vaticano. Imperdible. O el final de la época dorada de China.
En fin, hay que leer Newsweek, dejarse de prensa nacional, regionalista y demagoga, largrase a las lecturas que provienen de peña seria y que sabe qué contar, y cómo.
Y, repito, la portada va muy bien para los rulos. Hay que leerla escuchando ESTO:
http://feeds.feedburner.com/PuraVanidad-VanityDust
BlogVanity Dust