Musas, Ptolomeo y el peinado de Punset

Celebro como con una berbena kitsch en la terraza de mi apartamento, solo y con una camisa hawaiana, la nueva colaboración con Gincripsi. Incluyo las tres frases que hemos acordado en una reunión privada que no ha tenido un lugar de encuentro físico.
Cuando tenía 16 años solía hacer el botellón cerca de Pacha Barcelona. Luego íbamos de fiesta a este antro camuflado de glamour adolescente, tocábamos el culo a las nenas e intentábamos robar bolsos y carteras. Lo que ocurría es que uno u otro siempre acababa vomitando en medio de la pista de baile. Y entonces nos mándabamos SMS unos a otros para saber dónde estábamos. Y nadie tenía ni puta idea. No era divertido. En realidad, no era nada. Así quemamos algunos la juventud. Sin sentirme orgulloso por ello, ni especialmetne infeliz. Juzgar el pasado suele ser una pérdida de tiempo. La cuestión es que Pacha está cerca de la facultad de filosofía.
Un día, ebrio y con los pulmones saturados de marihuana, decidí vivir el ambiente universitario más de cerca. Con el cubata de vodka-cola me acerqué poco a poco al campus. Dando tumbos, con cierto patetismo y curiosidad sobrevenida. Y entonces, me abordó uno de los sabios más interesantes que he conocido.
-¿Vas de botellón, chaval?
-Sí. ¿Y tú?
-Estoy estudiando a Ptolomeo. ¿Sabías que Ptolomeo fue el primer genio en hacer botellón?(1)
-No, pero sí fue el primero en hacerlo, solo por eso ya es un genio. ¿Qué más hacía? ¿Drogas?
-Pensaba todo el día, y por las noches se iba de fiesta a Pacha Atenas. También escribía.
-No quiero escribir. Me parece un oficio de mierda.
-Tú mismo, May the alcohol be with you.
-Tu madre.
Y regresé con mis amigos y amigas igual de borracho y con algo más de sapiencia. Ptolomeo era un puto crack.
Había una chica de 19 años que me gustaba especialmente. Porque tenía las tetas grandes y decía que quería dedicarse a la pintura. Todo el mundo quería estudiar carreras como económicas o derecho, incluso peor, cosas de ciencias. Pero ella tenía las tetas grandes, un Nokia 3210 y quería pintar. A veces me decía que yo era guapo y que quería quedar un día para pintarme. Como estaba borracho, se lo propuse.
-¿Me quieres pintar, Lucia Marmelade?
-Ya sabes que sí. ¿Más vodka?
-Qué es lo que has pintado últimamente.
-No mucho, la verdad. La verdad es que creo que mi Musa se acuesta con otra inspiración(2).
-Entonces lo siento. Pero si quieres pintarme en tu casa solos por la noche y con poca ropa ya sabes que puedes contar conmigo.
Entramos en Pacha sin prisa. Terminamos los cubatas en la puerta. Yo contaba minifaldas aquí y allá. Muchas piernas de mi edad, firmes y suculentas. Y entonces vi a un tipo curioso, del que me reí con descaro, alegando cierta superiodidad estética por mi parte fundada tan solo en mis bambas de marca. Tenía el peinado de Eduardo Punset, aunque esto lo pienso ahora, porque en aquel momento Punset no tenía ese peinado, porque no era famoso, y no necesitaba hacerse un peinado tan del palo para destacar. El peinado de Punset no sería tan glamouroso sin la electricidad estática (3). Pero el tipo tampoco se parecía a Punset aunque no lo conociera. Estaba con unos amigos. Fumaba mal, como si hubiera empezado aquella misma tarde. No como yo, que nací con un cigarro en la boca. Tenía que reírme más de su pelo. Una especie de alisado deforme, largo, deshilachado. Iba a hacerle la zancadilla, una señal inequívoca de hostilidad, tan útil en según que situaciones cuando uno tiene 16 años y quiere pasar el tiempo de la cola practicando la humillación. Pero los porteros no le dejaron entrar. Por el pelo. Y porque iba sin chicas. Si mi vida hubiera sido diferente. O, mejor dicho, si yo en ese momento hubiera sido diferente, le hubiera dicho que entrara con nosotros, junto a mis amigas. Pero no lo hice. No. Se quedó fuera. Pero ahora sé que su abuelo tiene un gran programa de ciencia y escribe libros ideales para apoyar el café, o el cenicero.


(1)(2)(3) Son las frases propuestas por Gincrispi. El propone 3 frases (cuerdas, serenas, sabias). Yo escribo un post con ellas. Y luego, viceversa.
http://feeds.feedburner.com/PuraVanidad-VanityDust
BlogVanity Dust