JEV Chronicles (II): el garito del buen rollo y la zona electric secta. Un warm up que cierra antes de tiempo y un italian intruder poco de fiar

Ayer noche la jarana previa al JEV fue corta pero intensa. El show de Trinity en el Teatro Jovellanos fue fail, no por la calidad, que pude apreciar en el festival MIRA de Barcelona, sino porque estaba petadísimo más de media hora antes de comenzar. Rezagados como yo nos quedamos fuera, así que decidí irme al bar Dammer, donde se celebraba el AlmostCasioFest. Una especie de warm up extraoficial maravilloso lleno de peña y propuestas brutalmente innovadoras y punteras. Llegué solo sobre las 21h y fui directamente a la tabla de mezclas, tras pagar los 5€ de la entrada religiosamente, y saludé a GoodVibesPaul (GVP) es un tío realmente cojonudo. Ya con sus 35 o así, conoce todo el flow electrónico de Barcelona y cercanías. Un tío sano, atento y discreto que da buen rollo incluso cuando no hace falta. Nos alegramos mucho de vernos y me comentó que estaba listo para pinchar un set de algo más de media horita con todo producto nacional. Salió maravilloso, PGV es una persona necesaria a tu alrededor si quieres ahuyentar tentativas de suicidio y ganas de hacer daño a gente que tampoco tiene la culpa de nada en concreto.
En la planta de arriba del garito Dammer hay bastante peña, por no decir que está petado. Y han hecho un invento muy gracioso. Dos cámaras, que bien podrían ser de televisión, graban enfocando al suelo dos paneles llenos de botes de pintura alrededor, como listos para que alguien haga algo con todo ello. Obviamente, así es. Cuando GoodVibesPaul arranca su sesión, un chico y una chica se sitúan en el suelo y comienzan a pintar. Ella maneja un papel en blanco, rollo DIN-A3, y lo que va dibujando aparece como en una pantalla retroiluminada que es la que tiene el chico delante suyo. El resultado es una obra conjunta que van improvisando y que, para más inri —hay que usar la expresión para más inri como mínimo un par de veces al año—,  sale proyectado en la pared de la entrada. Joder, cómo mola la gente que se complica la vida sin que nadie se lo pida y  que la jugada les salga bien.
Cuando PGV termina su set en vinilo la gente se desplaza a la sala de abajo, mucho más antro bien guapo con un sonido más que bueno, oscuro, casi como de secta especializada en entrar en trance más de 3 horas seguidas. Y es más o menos lo que está ocurriendo cuando entro. Mucha gente mirando a un músico nacional que hasta ese momento yo no conocía (Músico Nacional Antes Desconocido – MNAD) que actúa sin ordenador pero con multitud de aparatos con los que juega como si fuese un niño un poco perturbado.  Charlo con PGV y celebramos lo mucho que lo peta la peña de Gijón. Para ellos es el evento del año y para nosotros, casi también. He perdido la cuenta de cervezas. Serán como las 11 de la noche y creo que llevo unas cuatro Estrella de Galicia. Hago lo que puedo para no caer en el espiral de la ginebra, porque es jueves y la resaca del alcohol, como bien saben la fundación No a la Droga y todos nosotros, te dejan bastante jodido. Por fin consigo encontrar un sistema para entrar solo en el váter y aguantar la puerta sin pestillo con la cadera mientras me sirvo sin prisa pero sin pausa una cleca blanca que me sienta bastante bien —pregunta retórica, ¿Cuándo no te sienta bien una cleca blanca?—. El musicón avanza pero el MNAD pincha mood oscuro sin beat techno, una fusión entre un downtempo ruidoso y batería inestable, al que le pones la etiqueta ‘experimental’ para no romperte los sesos describiéndolo en plan ‘yo controlo del rollo’ y quedar más bien como un gilipollas esforzado.
No me digáis que no es bastante secta y que con tanta luz la cosa parece más bien un portal transdimensional.
Entre otra visita al baño y hablar con la camarera, que me guarda la chaqueta con una sonrisa y me da otra birra, llega Fabuleuse, espléndida como es ella y acompañada de un buen colega con el que juntos comparten música y rutas turísticas undeground por Gijón. Nos pegamos unos bailes con el siguiente Dj, también un poco MNAD que le da más al rollo luminoso sensiblón stylish un poco entre Gold Panda y algo igual de abrazable. Le presento a PGV y hacen buenas migas y todo fluye como es debido.
Me encuentro ahora con la enésima birra acosándome hablando muy en serio con un tipo alto y fornido que me cuenta que montan un festivalazo rollo colaborativo en septiembre y le digo que le adoro y que vendré a cubrirlo y nos despedimos porque él y los suyos se van y confirmamos que nos veremos el viernes.
Chapan el garito a eso de las dos, justo cuando dos Djs más le daban a una especie de Live con temas de Extrawelt y Apparat. Fuera nos espera una ronda de intruders, en concreto un italiano muy pasado de vueltas que me roba la birra y me pide tabaco y me saca un poco de quicio porque es el típico tío que ve al resto de tíos del mundo mundial como competencia directa. Solo piensa en fiesta y chorbas y en no parar de petarlo. Es algo agresivo y hostil y minusvalora mi actitud Zen y curosa con él y el resto de su equipo. Me cae mejor un informático medio belga medio otras nacionalidades con el que nos pegamos unas buenas charlas y buenas risas. Es bastante regordete y feote pero controla mucho más la empatía emocional y sabe escuchar y estuvo en Berlín de despedida de soltero. Berlín y despedida de soltero deberían ser dos términos totalmente contradictorios, imposibles de combinar. Pero ya sabemos que la gente hace, la mayoría de las veces, cosas terribles de las que ni siquiera es consciente y que, por otro lado, tampoco nadie les puede reprochar.
Deambulamos un par de calles más y acabamos en un antro más pijillo con música random pop. Hablo con un chino que es del grupo del informático belga. Van cargados de M pero se lo guardan para el viernes. Eso está bien.

Salgo de ahí a las tres dando la noche por derrotada y sin mejor opción que sobar. Daré bastantes vueltas en la cama con un ciego de esos en los que el sistema neuronal tarda en encontrar la concordia con el flow etílico-cocaínico. Lo consigo. Y el viernes sí que ya arranca la Jarana Electrónica y Visual.
http://feeds.feedburner.com/PuraVanidad-VanityDust
CRÓNICASVanity Dust